En éste blog encontrarás consejos, opiniones, respuestas y experiencias útiles sobre temas de: Empresa, Empleados, Liderazgo, RRHH, Gestión y Comunicación...Todo dentro de un ámbito abierto a la Web 2.0

miércoles, 23 de julio de 2008

¿No sería mejor eliminar las largas vacaciones de verano?

¿Por qué seguimos asociando el verano con las vacaciones?

¿Será que aún seguimos estancados en un paradigma o modelo equivocado?

En un futuro cada vez más cercano, veremos como el mes de agosto ya no seguirá siendo escogido como “el rey” de las vacaciones, pues el coste económico y productivo de paralizar a un país durante todo un mes, no podrá seguir siendo soportado por una economía de ciclos económicos cada vez más cerrados. Por lo que una segregación de las vacaciones a lo largo del año marcará la tendencia empresarial y social de mediados del presente siglo.

Sigue leyendo...



Las condiciones económicas y sociales a las que nos enfrentaremos en las próximas décadas, obligarán a los países que pretendan seguir en la senda del desarrollo, a tomar medidas que ayuden a acabar con la tradición de asociar el verano con las vacaciones y a tratar de hacer de los meses más calurosos una temporada más, como cualquier otra durante el año.

Es una realidad evidente que la ausencia de actividad económica que experimentan algunos países durante los meses de verano, no hace más que empeorar su situación económica particular, pues prácticamente no hay actividad económica. La mayoría de las empresas están cerradas o trabajan a media marcha, los comercios, los kioscos y hasta los mercados bursátiles ralentizan su actividad. Es increíble la cantidad de dinero que se pierde o que se deja de ganar por seguir perpetuando la costumbre de salir durante un mismo mes de vacaciones.

Lo peor es que la gente no termina de entender de que se trata de la temporada más incómoda del año para vacacionar. Todas las carreteras presentan colas y retenciones interminables, todos los destinos conocidos están al completo y llenos de gente saturando restaurantes y servicios. Sin contar que los precios de los billetes aéreos, los hoteles y todo lo relacionado al turismo son aumentados de forma especulativa triplicando o cuadriplicando al de otras épocas del año.

¿Qué tiene de malo considerar otras épocas del año para descansar?

Si has pensado que la razón que argumentas es la playa, entonces cuenta el número de veces que realmente disfrutaste de la playa en veranos pasados... Te sorprenderás de haber pasado más veranos lejos de la playa de los que crees...

Por otro lado la mayoría prefiere tomarse un mes completo de descanso, sin saber que lo menos que harán será descansar, con tanto ajetreo y estrés por todas partes. ¿Quién no se lleva su móvil celular o su portátil/lap-top de vacaciones?... El estrés seguirá allí porque la tecnología sólo ha hecho que sigamos conectados a “la realidad” con cualquiera de los “cordones umbilicales virtuales” de que disponemos hoy en día. Este año, familias completas saldrán de vacaciones buscando un merecido descanso, pero al seguir “conectados”, seguirán inmersos en una nube de estrés que los perseguirá donde quiera que vayan.

Así que para nada es conveniente ni necesario irse un mes completo de vacaciones (y menos en verano), pues las consecuencias y los resultados de un alejamiento tan largo de la rutina laboral diaria sólo acarrearán resultados negativos que afectarán el regreso y terminarán desatando el archiconocido síndrome post vacacional.

Luego de un largo periodo vacacional, el trabajador experimenta a su regreso un efecto similar al de empezar en un nuevo empleo, pues muchas veces olvida sus claves de acceso a la computadora/ordenador y no tiene la menor idea de por donde iniciar sus labores, pues prácticamente olvidó lo que hacía antes de marcharse de vacaciones. Así que la desmotivación y el estrés harán estragos durante las tres primeras semanas del regreso, haciendo recurrentes la falta de concentración y los deseos de no hacer nada, mientras se cuentan los minutos esperando que sea la hora de la salida para salir corriendo de la empresa. No es extraño que después del verano muchos empleados cambien de empleo o simplemente lo dejen por no poder volver a adaptarse.

Por su parte, la empresa ha dejado de ser productiva durante un mes (o más), por lo que tratará de recuperarse exigiendo más a los empleados, sobrecargándolos más de lo que ya están. En definitiva todos salen perdiendo con unas vacaciones tan largas: el país, los trabajadores y los ciudadanos en general.

Luego están los ilusos, que dicen que escogen el verano (y agosto completo) con la excusa de querer pasar más tiempo con los niños y tal… ¡A ver! Que levante la mano el padre o la madre que tuvo la oportunidad de hablar con sus hijos las pasadas vacaciones, si todos sabemos que sus “niños” estuvieron todo el verano jugando con la PSP, chateando con el móvil celular o con los auriculares del MP3 metidos todo el día en los oídos, (pues parece que ya forman parte de su anatomía). Por favor, cuentos de familias modelo ya no cuelan. Todos sabemos como han cambiado las conductas y los valores de los miembros familiares en esta nueva sociedad del siglo XXI. Intentar salir de vacaciones en familia, se convertirá en todo menos en verdaderas vacaciones.

Mis recomendaciones en base a la experiencia:

- He comprobado que más de dos semanas de vacaciones son contraproducentes y que es mucho mejor tomarse un máximo de 10 días, para poder volver a la rutina laboral sin tantos traumas y con la memoria aún fresca en lo último que estábamos haciendo antes de irnos. Segregar y dividir las vacaciones en periodos cortos durante el año nos dará descansos frecuentes en donde realmente desconectaremos por unos días, renovando nuestras fuerzas y cargándonos de nuevas energías.

- Tomar días de vacaciones en primavera y/o otoño es mucho mejor de lo que la mayoría cree. No sólo los destinos turísticos están más accesibles, sino que los precios nos permitirán ahorrar para algún que otro lujo inesperado. La mejor combinación es: una semana en mayo, dos semanas en verano (preferiblemente julio o septiembre) y una semana en octubre. Si vas con niños no se aburrirán de estar tanto tiempo lejos de sus núcleos sociales.

- Inscribir a los niños en planes vacacionales y/o actividades que los mantengan ocupados durante el día, son muy económicos, aprenderán algo y se mantendrán haciendo algo útil durante el día y lo que es mejor aún, seguirán disfrutando la sensación de estar de vacaciones, pues tendrán mucho tiempo libre en las tardes y noches sin deberes ni obligaciones escolares.

Por otro lado, trabajar o ir a la oficina en agosto es "lo mejor" que le puede pasar a un empleado debido a lo siguiente:

• Casi no hay trabajo y el ambiente es distendido y relajado.

• Disfruta del aire acondicionado durante toda la jornada.

• Los jefes están de vacaciones por lo que no hay presiones.

• La mayoría de las empresas hacen jornada extensiva por lo que puede salir más temprano.

• Realmente puede disfrutar de su familia organizando actividades puntuales para promover la comunicación.

• Permite ahorra dinero para unas vacaciones más económicas en otra época del año.

• Tendrás la ciudad para ti solo, sin tráfico y sin prisas…¡Disfrútala!


Reflexión: Volvemos al tema cultural, muchos de los deseos de vacacionar en verano vienen arrastrándose desde la infancia perpetuados por la sociedad tradicionalista y al mismo tiempo reforzados por los medios y los interesados en el consumo. Es hora de empezar a disociar estas conductas que nos atrasan como país desarrollado, pues cuando llega el verano pareciera que España se paraliza. La gente debe entender que no pasa nada por vacacionar en Mayo o Noviembre diga lo que diga el vecino o el compañero de trabajo...Lo que necesitamos es más gente con la mente abierta a probar nuevas cosas.

En los países donde no hay estaciones tan marcadas, casi nadie asocia el verano con las vacaciones y la mayoría está dispuesto, conforme y contento de poder tomarlas durante cualquier mes del año. Si nos ponemos a ver, en los países mediterráneos las temperaturas no son tan marcadas como antes, por lo que los inviernos no son tan fríos como hace 20 años atrás, independientemente de que sea culpa del cambio climático o el calentamiento global, hemos de tomar en cuenta que las estaciones ya no son lo que en antaño eran, por lo que es posible planificar vacaciones en meses que antes eran impensables.


Technorati reactions Technorati icon Menéame!Copame!Enchílame!

30 comentarios:

José Luis del Campo Villares dijo...

Mi enhorabuena por el ranking que he visto del centro IESe en el que apareces como segundo blog mas influyente. unque no te lo creas asi es.

Un saludo amigo.

Camilo dijo...

Senior Manager:

Siempre es bueno proponer, aunque mi postura al respecto es contraria a la tuya. Yo sugeriría volver a "la familia Ingalls".
Cosas como el loveparade de Berlín, lo que muestra es una locura que se expande por el planeta.
Tradición "a full". Siempre será el sustrato; el volver a las fuentes. El que si te equivocás, podés poner reset y rehacer el camino.
No olvidarse de los viejos
Disculpame disentir. Saludos

Josean dijo...

Estoy contigo, eso de cogerse un mes entero y parar la empresa es tercermundista.
¿Si todos cobramos, comemos... 12 meses al año por qué las empresas van a estar ganado 11 meses al año?
Esto mirándolo desde la óptica empresarial. Desde la óptica de las personas, como tú dices, en Agosto se trabaja mejor que en otras épocas del año (a no ser que estés en la calle) y si te repartes las vacaciones por ejemplo en 3 periodos (2 semanas una vez, y 2 veces 1 semana) disfrutas más y recargas las pilas en varias épocas del año con lo que la sensación de llegar con la lengua fuera a las vacaciones desaparece.
Esto de de no parar en Agosto, lo propuse yo al Gerente de una fábrica en la que estuve pero tanto él como el Director de Producción decían que como era una empresa pequeña (20 personas) era complicado (como dice el refrán: hace más el que quiere que el que puede), así van las cosas en el siglo XXI con técnicas del siglo XX.

Esperemos que algún día la gente cambie el chip

Jose Miguel Bolivar dijo...

Buen post, SM.

Coincido con casi todo lo que comentas a excepción de lo de tomarse dos semanas de vacaciones.

Hasta ahora he tenido la suerte de poder distribuir mís días de vacaciones como he querido, con lo que he podido "probar" todo tipo de combinaciones: semanas alternas de vacaciones y trabajo, quincenas alternas, dos semanas y luego dos o tres fines de semana largos...

Al final dos semanas se me quedan cortas para realmente "cargar las pilas y desconectar", a pesar de que yo sigo una disciplina férrea en coger vacaciones de verdad. Vamos, que el email o el móvil del trabajo no se encienden hasta que vuelvo.

Lo que me ha dado mejores resultados son tres semanas en verano, evitando agosto a ser posible, y luego, durante el resto del año, un par de fines de semana largos (3-4 días) y una semana en Navidad.

Para terminar hay dos factores que no se pueden obviar:
1) Los niños tienen sus vacaciones más largas en verano y eso condiciona mucho
2) Los días con más horas de luz natural y mejor climatología son también en verano y eso, vayamos a la playa o no, también es un condicionante clave

JM

Fabián dijo...

Es un círculo vicioso muy difícil de romper.

Como muchas empresas e instituciones bajan la actividad en agosto (incluso hasta el cierre), sus clientes y proveedores también lo hacen, generando una cadena de cierres/descenso de actividad prácticamente inamovible.

Si tu empresa es proveedora de la administración pública o de otras grandes empresas, tus clientes te presionarán en julio para que dejes todo cerrado antes del día 31 y para que a primeros de septiembre se pueda retomar la actividad. En agosto ni te llamarán porque ellos están de vacaciones, así que tu jefe está encantado de que tú también te vayas en agosto.

Y además está el tema de los niños en edad escolar (un tema que puede hacer que coger una semana en mayo o en octubre sea absolutamente inviable o inútil) y la coordinación de tus días de vacaciones con tu pareja.

Pero en el fondo, estoy de acuerdo contigo. Creo que sería mejor para nuestra economía no tener ese parón nacional en agosto.

Eric dijo...

Completamente de acuerdo. Y no es solamente el mes de agosto que se ve afectada. Para mi me parece que la mitad de España trabaja a 50% en julio (menos el sector turístico, claro). Dos semanas es mejor. Distribuir las vacacioens a lo largo del año es más sano.

Quiero proponer otro idea sobre la jubilación. Creo que podríamos intentar tomar "mini-jubilaciones" de 4-5 meses a lo largo de nuestras vidas. En vez de esperar a la "jubilación oficial" a los 65.

Saludos!
Eric

Senior Manager dijo...

Hola José Luis:
Si ya lo he visto, muchas gracias...no me veo tan influyente, ¡pero si ellos lo dicen...!

Hola Camilo:
Tranquilo que disentir es de sabios y es la base de la web participativa, me hiciste reflexionar con lo de la "casa de la pradera"...Pero aún pienso que los modelos actuales están desfasados y nuestra cultura nos ciega la mayoría de las veces.

Hola Josean:
Pues si, hace más el que quiere que el que puede y es evidente que si podemos hacer mucho por cambiar nuestros actuales esquemas de cómo deben ser las cosas, hay que ir deshaciéndonos de viejas tradiciones y más sin son contraproducentes.

Hola José Miguel:
Gracias por aportar matices a mi post. Mi propuesta de combinación es un estandar que a mi me funciona, pero seguro que la combinación que señalas también tiene sus ventajas. Mi idea es crear conciencia sobre las razones que nos impulsan a tomar vacaciones siempre en la misma época y siempre tan largas. Lo mejor es segregarlas sea cual sea la combinación, así que tu propuesta es muy válida.
Pero en mi opinión, lo que señalas sobre los niños y la luz, es relativo y no determinante.

Hola Fabián:
Un gusto verte de nuevo por aquí. Precisamente lo que apuntas es lo más preocupante y es que se ha creado un círculo muy difícil de romper, por eso propongo la vía de la imposición legal, pues por las buenas será casi imposible.
Por otro lado, y lo digo por experiencia, las vacaciones en otras épocas del año son combinables con la familia, sólo hay que organizarse.

Hola Eric:
Seguro que tienes razón con lo que dices de Julio, incluso yo lo extendería a Septiembre.

¡Oye!...Me resulta interesante lo que propones sobre las "mini-jubilaciones" .¿por qué no preparas un post?

Benito Castro dijo...

Hola SM

A ver si me pasas ese ranking IESE, en el que seguro que se justifica 100% tu segundo puesto. Has logrado mantener un blog de peso en cuanto a los temas que tratas y la manera en que lo enfocas. Gracias.

Y respecto al mes de agosto, la verdad es que- en mi caso y sobre todo en los últimos años- sí procuro dividirme el tiempo de descanso. Esa tendencia ( distribuir el mes y pico que de hecho se tiene) nos llevaría a tener menos días en verano, al tiempo que se accede de forma paulatina a otras estaciones. Esto se está logrando. Quien más quien menos tiene sus días de Semana Santa, los de Navidad y por supuesto el verano. Al final, es cierto, todo el mundo se concentra en las mismas fechas, pero el verano deja de tener el máximo peso. Está también que los meses de julio y septiembre ganan adeptos.

Sea como fuera, no podemos pensar en acabar con el tema del San agosto de un plumazo. No creo que nadie en su sano juicio lo intente, al menos a estas alturas. Pienso que la solución debe ser evolutiva sobre la base de lo que apuntaba: cada vez se van distribuyendo más los días. Como detalle curioso, he de añadir que la Declaración Universal de los Derechos Humanos afirma que debemos tener un mes de vacaciones al año. Nada detalla de la manera de distribuirlo.

BC.

Nota: ¿nos veremos por EBE?

Juan Martínez de Salinas dijo...

Hola SM,

Efectivamente hay que romper esta tendencia existente en nuestro país y dar libertad de cogerlas cuando a cada uno le venga bien abriendo nuestra mente. Hay que pensar que cualquier época del año es buena para ello.

Ya sabes que opino exactamente igual que tu en este tema.

Bueno que pases buenas vacaciones tu también.

Maria dijo...

Es un buen conjunto de razones para reorganizar las vacaciones pero creo que a la postre las circunstancias personales y las preferencias marcaran el ritmo. Yo siempre he preferido cuatro semanas independientes que además con sus fines de semanana correspondientes suman días pero las vacaciones escolares pueden fastidiar planes como ese.

Camilo dijo...

Te agradezco tu contestación SM; lo que me gustaría hacer es una breve argumentación, del porqué uniformar las vacaciones y no escalonarlas.
Vivir comunitariamente significa enfrentar juntos en sociedad (cada cual en la que le toca)sus distintos momentos y todos juntos.
Podría hacer una analogía de como los medios al irse atomizando fueron incomunicando a las personas paso a paso. Si llevamos eso a otros planos como el vacacional, nos damos de cara que cada cual no solo ve, lee o escucha su propio medio en su propia burbuja, sino que le agregamos el plus de las vacaciones o cualquier fiesta que sea comunitaria.
Aquí en Argentina, doy el ejemplo, festejamos semana santa, mientras que en Uruguay, usan la misma fecha pero NO, como festividad religiosa. Lo común, en todo caso, es que todos, paramos al mismo tiempo.
De alguna manera es sincronizar los habitantes de un mismo lugar. Vivir experiencias comunes y poder enfrentarlas.
Seguramente las vacaciones sean un "cuello de botella", al que hay que encontrarle el lado positivo.

Existen otros "cuellos de botella" sociales que no tienen retorno.

escucho...

Senior Manager dijo...

Hola Benito;
Te dejo la noticia
y el enlace
de Carlos Martí quien se tomó la molestia de elaborar el ranking. Yo me enteré a través de él…Gracias por los elogios.

En relación a tus comentarios… No pretendo que algo que venimos haciendo durante décadas se elimine de un “plumazo”. Estoy de acuerdo en que el proceso será paulatino y con cierta resistencia, pero deberá ponerse en marcha. Es cierto que muchas mentes abiertas ya han empezado a dar los pasos para sentar experiencia en ese sentido, aunque creo que una legislación acorde al problema ayudaría aún más.

En relación a EBE08, he de comentarte algo en privado así que te escribo a tu correo…No obstante, es totalmente seguro que iré, pues he comprado los boletos aéreos y he reservado en el mismo Barceló por todo el fin de semana, así que allí nos vemos.

Hola Juan:
Gracias por el apoyo, de hecho fue en ese post tuyo en que tocamos el tema en donde me surgió la idea de redactar este artículo...Saludos.

Hola María:
Respeto que cada quién tenga sus razones en relación a la duración de las vacaciones, pero ¿Has probado a tomarlas segregadas? Te lo recomiendo, verás que descansarás más y no tendrás que esperar todo un año para volver a cogerlas.

Hola Camilo;
Creo que hablamos de dos temas diferentes, una cosa son las fiestas establecidas por cada país y que son inamovibles y otra cosa son las vacaciones. El tema que saco a colación es la errada asociación de las vacaciones al verano y luego las desventajas de tomar las vacaciones de un sólo golpe.
La semana santa y otros festivos nacionales, locales, etc...Si que pueden sincronizar a los habitantes de un país o región (como bien apuntas) y darles un poco de su identidad. Pero las vacaciones son otra cosa, pues son totalmente movibles e independientes de cada quién, así que se pueden tomar cuando sea, por lo que no hay que sincronizar nada.
Son los medios, en busca de los beneficios económicos de la industria, los que necesitan que se perpetúen las tradiciones y luego la cultura hace el resto asentando y promoviendo estos aspectos negativos en la sociedad. Nadie necesita ni debe, ni está obligado a tomar vacaciones en verano o al mismo tiempo que todo el mundo (de hecho la legislación laboral así lo establece en la mayoría de países occidentales), es simplemente una condición aprendida, y por eso, es mi intención con este post crear conciencia sobre las desventajas que acarrea seguir modelos tradicionales negativos que a la final pagamos los ciudadanos, pues en realidad ese dinero que el país deja de generar igual nos lo cobrarán con más impuestos.
Saludos
SM

Cebolla dijo...

¿Vacaciones? ¡Pero qué burgueses! Tenemos que olvidarnos de las vacaciones y hacer como los chinos que ni siquiera tienen fines de semana para descansar. Y el que no pueda cambiar el chip que vaya estudiando alguno de los 4.000 ideogramas básicos del madarín.

Spideymang dijo...

Concuerdo contigo SM, si de por si yo que cada vez que llegan las vacaciones de verano no me hallo ni que hacer y termino tan relajado que regreso a la Universidad sin un ritmo adecuado o requerido.

Por otra parte me cuesta más trabajo poner mi brain en "student mod:On" y no es que sea flojo sino que es tanta relajación que uno se va acostumbrando, es por ello que estas vacaciones estoy estudiando Kumon y leyendo mucho, para que no me de esa pereza habitual post-vacaciones.

Saludos!!

Félix dijo...

Hola, Senior

por aportar un dato a lo que dices, es curioso sin embargo que sea en el segundo trimestre del año cuando la productividad media por ocupado sea menor. Al menos así viene siendo en España durante al menos los últimos cinco años. El primer trimestre es el de mayor productividad, el segundo el de menor, seguido del tercero y el cuarto.

Camilo dijo...

Felix:

Pasa lo mismo con los días de la semana. Los lunes y martes son productivos, bajan los miercoles y jueves, los viernes vuelve a subir y el pico productivo es el sábado.


Yo coincido con SM en que en algunos casos es necesaria esa aplicación de vacaciones escalonadas. Especialmente, el de las empresas ligadas al turismo. Pero no se puede hacer de lo particular algo general. Ni a la inversa

Senior Manager dijo...

Hola Cebolla:
Es lo que pasa cuando la gente vive en burbujas y no tiene punto de comparación, es que en este país seguimos viendo hacia adentro en lugar de hacia afuera.

Hola spideymang:
Me gustó eso del "student mod:On"...Eres acaso algún ex-alumno mío...es que me parece haber escuchado esa frase en la Universidad cuando daba clases...En fin... Es bueno que aproveches para leer en vacaciones pues muchas cosas que la gente hace son sinónimos de perder el tiempo...De todas formas son vacaciones así que no dejes de perder aunque sea un poco, a veces el cuerpo lo necesita.

Hola Félix:
Si, pienso que algo tiene que ver que esté la semana santa y el inicio del verano justo en ese trimestre. El ritmo económico de España es muy peculiar y ha de ser tomado en cuenta si se quiere legislar el tema de las vacaciones en provecho del país...Gracias por pasarte...

Hola Camilo:
Es cierto todo tiene un ritmo, así que hemos de encontrar el que mejor se ajuste a favor de nuestroi beneficio. Para ir más lejos, yo incluso propondría que el miércoles fuese festivo junto al sábado y que el domingo fuera laborable ¿qué te parece?.

Camilo dijo...

Te recomiendo de un paisano tuyo, catalán, llamado Serrat, este tipo, que canta un tema del poeta uruguayo Benedetti: "Cada loco con su tema" ja ja ja

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Creo que las vacaciones son un incentivo muy sano para los trabajadores.

Sé que los ciclos económicos son cada día más estrechos, pero en esta era globalizada, el estrés es tremendo, y un trabajador ansioso y estresado es cada día menos productivo.

Distraer la mente en unas buenas vacaciones creo que siempre será un valor agregado muy valorado, tanto para el trabajador como para su patrono. Ya que desintoxica de tanta ansiedad, estrés y cansancio a cada uno de los que trabajamos afanosamente.
Saludos

Pilar Jericó dijo...

Hola SM: No me ha parecido leer otra cosa que sucede después de vacaciones: Una tercera parte de los divorcios/separaciones se producen en septiembre. Además del estrés posterior y demás cosas que mencionas, está el tener que "convivir" intensamente...
Claro que la pregunta que me viene ahora es: ¿Si hubiera vacaciones de diez días habría menos separaciones?
Gracias por poner el libro entre las recomendaciones.
Un cordial saludo

Café con Leche dijo...

Hola Senior;

Coincido contigo en la mayoría de tus afirmaciones. Yo distribuyo mis vaciones una semana en enero, dos en Agosto , obligadas pues la empresa cierra, y otra en Octubre aprovechando el puente del Pilar donde suelo hacer algún viaje "importante". En este periodo los precios son más asequibles puedes hacer mejores escapadas por el mismo precio. Desde luego puedo hacerlo pues a dia de hoy no tengo hijos ni otras responsabilidades familiares, pero entiendo que los padres que tengan a sus hijos 3 meses de vacaciones se tienen que volver locos para organizarse y seguir trabajando.

En julio y Agosto, se nota un ritmo mucho más suave en el trabajo, pues la mayoría de las empresas cierran o hacen horario de verano, con lo cual casi es preferible trabajar en esta época. Te queda más tiempo para asuntos que vas dejando colgados durante el año porque tienes que atender otros "mas" importantes que van saliendo.

Interesante post, como siempre. Un saludo. FyH!

Senior Manager dijo...

Hola Camilo:
Gracias por tu recomendación y por tu participación activa en este debate.

Hola Roy:
Muy cierto lo que apuntas, sólo que si las vacaciones son muy largas y hay que tener que esperar todo un año sin descanso para volver a tenerlas, entonces crean un efecto negativo.

Hola Pilar:
Gracias por tu apunte muy válido desde el punto de vista social/familiar. Yo pienso que si las vacaciones fuesen más cortas, habría menos separaciones, eso es seguro.
En relación a tu libro, pienso que lo bueno y lo útil hay que difundirlo.
Saludos.

Hola café con leche:
Si, es lo que todo el mundo me dice, pero parece que cuesta más cambiar que seguir la tradición. Yo al igual que tu debo irme obligado, pues no voy a quedarme solo en la oficina y es un palo...
Gracias
SM

Camilo dijo...

Lo importante a reflexionar es la relación entre empresa y sociedad. ¿Cual tiene preeminencia?
Juegan los factores que menciona Covey: P/CP, la gallina y los huevos de oro.
En este caso cual es la gallina y cual los huevos de oro.
Siempre en estos tipos de casos críticos es importante poder buscar el equilibrio y la armonía.
Sobre todo y lo ideal, que los favorecidos sean todos.
Ni más ni menos, es un caso más de negociación. Podría entenderse entre Conservadurismo vs Reformistas

porfineslunes dijo...

Pero es que yo no tengo que seguir sacrificándome por la economía que hace con el individuo lo que quiere sin importarle lo más mínimo sus necesidades de ocio y desconexión de la realidad, lo siento. Nos maltratan cada día más, que dejen las vacaciones como están, ya está bien de que intenten deshumanizarnos a cada paso.

Saludos

JP dijo...

Se ha evolucionado mucho, ya queda lejano aquel Madrid de principio de los 90 donde era complicado encontrar una cafetería abierta, donde apenas había gente en la ciudad.

En cualquier caso, el tema es complejo, decidir cuándo tomar o cómo compaginar las vacaciones sigue siendo difícil, más aún si se distribuyen cada vez más dispersamente en todo el año.

Saludos,

JP

Adagio dijo...

¡Pero qué leen mis ojos! No incitas a que nos quiten el único y triste mes de vacaciones que podemos disfrutar en España! (claro que estoy de acuerdo en que no tiene por qué ser el del mes de agosto).

“La lástima es que tengamos que trabajar mientras vivimos para poder pagarnos nuestros placeres ...
En realidad tendríamos que jubilarnos a los 25, vivir intensamente hasta los 50, reproducirnos sin parto y sin dolor (tipo huevo) y volver a trabajar desde los 60 hasta los 65 para después dejar este mundo a los 100 en alguna playa exótica junto a la persona que más has querido en el mundo (aish, qué bonito!!) y mientras ves las imágenes de toda tu intensa vida. Y a las personas que se hubieran aburrido durane su vida se le restarían años de vida vacacional para duplicar su vida laboral, de modo que nadie se aburriría y la vida sería aún más emocionante”.
:-D

Senior Manager dijo...

Hola Adagio:
... ya veo que sigues soñando despierta y sigues confiando en que habrá un tesoro al final del arcoiris... La utopía no es precisamente mi fuerte ya que siempre me inyecto una buena dosis de realismo...Deberías probar a hacer lo mismo.
Slds
SM

Anna dijo...

Coincido casi al completo con el contenido del post. Sólo quisiera hacer dos puntualizaciones:
1/ El tema de los niños en edad escolar dificulta el tema de las vacaciones. Y lo de las actividades organizadas, pues no son tan baratas si quieres garantizar que son de calidad y dejas a tus hijos en buenas manos. Eso sin contar que no todo el mundo tiene una horquilla salarial que se lo permita con cierta holgura.
2/ Trabajar en agosto también tienen sus inconvenientes. Lo digo por experiencia, pero puedes compartir despacho con albañiles, lampistas y pintores. Obras que ha planificado el staff...aprovechando que estan de vacaciones. ;-)

Senior Manager dijo...

Hola Anna:
Gracias por tus puntualizaciones...
Mi opinión es que nunca podremos garantizar que dejamos a los niños en buenas manos, pues es algo muy relativo...Créemos que en la escuela están "en buenas manos" y se encuentran con drogas, bulliying y sexo precoz, así que ese riesgo está siempre latente hagamos lo que hagamos y su una familia se puede ir de vacaciones te aseguro que puede también pagar por un programa vacacional, ya que el coste es mucho menor que salir de viaje.
Luego, es cierto que trabajar en agosto tiene sus inconvenientes, pero tiene también más ventajas que hacerlo durante otros meses, por lo que queda todo compensado.
También te lo digo por experiencia...Si nos ponemos a sumar, salir de vacaciones en otra época del año tiene más ventajas que inconvenientes..
Saludos
SM

Anónimo dijo...

Por bajaros un poquito los pies al suelo. Estamos en España 2008.

El factor de los niños y la pareja es DETERMINANTE. Acaso no sabéis que los niños tienen desde el 21 de junio al 12 de septiembre vacaciones.


Así que 10 días en Mayo, otro poquito
en Octubre, JA -JA -JA

Encuentra trabajo en cualquier país, provincia o ciudad con este buscador